RADIO ACADEMIA (FUNDACA BARINAS)

Academia de locucion certificada

LA VERDAD SOBRE LOS CURSOS DE LOCUCION

SOBRE EL DERECHO QUE TIENEN LAS INSTITUCIONES EDUCATIVAS, PUBLICAS O PRIVADAS A DICTAR CURSOS DE LOCUCIÓN CON SU CORRESPONDIENTE CERTIFICADO.

Es importante señalar que en el Decreto de la Presidencia de la República Número 2.771, publicado en Gaceta Oficial de la República de Venezuela, de fecha 21 de Enero de 1993, Gaceta Oficial Extraordinaria Número 4.530, se dictó el “Reglamento sobre la Operación de las Estaciones de Radiodifusión Sonora”. En el Título II relativo al “Régimen General de las Estaciones”, Capítulo VII atinente al “Personal Técnico”, Artículo 49 señala:

Artículo 49: La locución de los programas y la operación de estudios o plantas transmisoras de las Estaciones de Radiodifusión Sonora estarán a cargo de personas venezolanas, con Certificado de Locutor o Certificado de Operador, respectivamente, expedidos por Instituciones públicas o privadas reconocidas por el Ministerio de Educación, el cual otorgará la autorización correspondiente y llevará un registro a tales efectos.

Visto lo anterior, no hay duda alguna que cualquier institución educativa publica o privada que este reconocida por el Ministerio de Educación, cumpliendo los requisitos de Ley, están habilitadas para otorgar los Certificados de Locución.

Es menester reseñar que el artículo de Ley habla de instituciones públicas o privadas “reconocidas” por el Ministerio de Educación; y no se discrimina jurídicamente su funcionamiento, dependiendo de que sean registradas o inscritas.

Reiteramos que el servicio público de la “Educación”, por antonomasia no puede ser monopolizado, ni por instituciones públicas ni privadas, toda vez que el “Principio de la Democratización de la Educación” es pilar de nuestra Carta Magna.

En consecuencia, el Decreto 2771 se mantiene vigente en la nueva Ley de Telecomunicaciones publicada el 12 de Junio del 2000 según Gaceta Oficial No. 36970, Capitulo II, Disposiciones transitorias, articulo 208 numeral 5.

Articulo 208.- Hasta tanto se dicte la ley que regule el contenido de las transmisiones y comunicaciones cursadas a través de los distintos medios de telecomunicación, el Ejecutivo Nacional, mediante reglamento, podrá seguir estableciendo las regulaciones que considere necesarias. Se mantendrán en vigencia, salvo que lo disponga la Asamblea Nacional o el Ejecutivo Nacional, según el caso, todas las disposiciones legales y reglamentarias y cualquier otra de carácter normativo que regulen, limiten o restrinjan, el contenido de dichas transmisiones o comunicaciones y, en especial aquellas contenidas en:

………..

5. Reglamento sobre la operación de la Operación de las Estaciones de Radiodifusión Sonora dictado mediante Decreto No. 2771 de fecha 21 de enero de 1993, publicado en la Gaceta Oficial Ext. 4530 de fecha 10 de Febrero de 1993.

 

La Fundación Academia Comunicacional Barinas, es una Institución Educaiva registrada en el Ministerio de Educación del Poder Popilar para la Educación bajo el Nº R-00370601. En su documento constitutivo fundacional, en su claúsula tercera dice textualmene: “…la formación de recursos humanos en el area comunicacional, trbajos de investigación, talleres educativos; que conduzcan al mejoramiento en el uso correcto del idioma castellano, así como el reforzamiento de los valores érico-morales de quienes tienen la responsabilidad de comunicadores a través de cualquier medio, pudiendo de igual manera realizar todas aquellas actividades afines, similares y complementarias a su objeto…”De tal manera que desde la apertura del plantel, entre otros talleres que se dictan, el más reconocido y de mayor demanda, tanto por la calidad de sus educadores y profesionales, así como el material de aprendizaje, y sobre todo las oportunidades de vida y laborales que brinde a sus estudiantes, es el curso para la obtención del certificado de locución, cumpliendo la Academia con todos los requisitos de ley para emitirlos, todo ello basado en la Ley vigente, decreto 2771 publicado en gaceta oficial  Nº  4530 del 10 de Febrero de 1993. el cual dice:“Artículo 49: La locución de los programas y la operación de estudios o plantas transmisoras de las Estaciones de Radiodifusión Sonora estarán a cargo de personas venezolanas, con Certificado de Locutor o Certificado de Operador, respectivamente, expedidos por Instituciones públicas o privadas reconocidas por el Ministerio de Educación, el cual otorgará la autorización correspondiente y llevará un registro a tales efectos.“                               Visto lo anterior, no hay duda alguna que como fundación (institución) privada, está reconocida por el Ministerio de Educación, cumpliendo los requisitos de Ley, estando habilitados para otorgar los Certificados de Locución.Es menester reseñar que el artículo de Ley habla de instituciones públicas o privadas “reconocidas” por el Ministerio de Educación; y no se discrimina jurídicamente su funcionamiento, dependiendo de que sean registradas o inscritas.Reiteramos que el servicio público de la “Educación”, por antonomasia no puede ser monopolizado, ni por instituciones públicas ni privadas, toda vez que el “Principio de la Democratización de la Educación” es pilar de nuestra Carta Magna. Históricamente, vale la pena reseñar que durante un largo tiempo se produjo un vacío en el otorgamiento de los “Certificados de Locución”, que desde sus inicios era expedido mediante un examen por el Ministerio de Transporte y Comunicaciones; y es entonces cuando en fecha Treinta (30) de Septiembre de 1997 y según Gaceta Oficial de la República de Venezuela Número 36.316, de fecha Veinte (20) de Octubre de 1997, según la Resolución Número 1.478 del Ministerio de Educación, se autorizó a la Universidad Central de Venezuela para otorgar a través de la Escuela de Comunicación Social los certificados de locución, según los exámenes que practicase; más no la autoriza en forma ”exclusiva”, lo cual se desprende claramente de la lectura de su texto, que a continuación transcribimos:“En ejercicio de la facultad conferida en el artículo 49 del Reglamento sobre la Operación de las Estaciones de Radiodifusión Sonora contenido en el Decreto N° 2.771 de fecha 21 de Enero de 1993 y en atención a la Carta de Intención suscrita entre la Universidad Central de Venezuela y el Ministerio de Educación en fecha 13 de Febrero de 1995.SE RESUELVEARTÍCULO 1°: Autorizar a la Universidad Central de Venezuela para otorgar a través de la Escuela de Comunicación Social, Certificados de Locución, según los exámenes que practique.ARTÍCULO 2°: La Universidad Central de Venezuela en ejercicio de la presente autorización deberá remitir los correspondientes certificados de locutor a este Ministerio, a fin de que sean refrendados.ARTÍCULO 3°: De conformidad con lo establecido en el numeral 25 del artículo 20 de la Ley Orgánica de la Administración Central, se delega la Firma a la Directora de la Oficina Ministerial de Apoyo Docente para que refrende los certificados de locutor.Comuníquese y publíquese.ANTONIO LUIS CARDENAS C.                                         Ministerio de Educación.                                              “
Reiteramos que ésta “Resolución” del Ministerio de Educación, no autoriza en forma exclusiva a la Universidad Central de Venezuela para expedir los certificados de locución, además que violaría el Decreto Número 2.771, que expresamente señala en su Artículo 49 que los referidos certificados de locutor serán “…expedidos por Instituciones públicas o privadas reconocidas por el Ministerio de Educación, el cual otorgará la autorización correspondiente y llevará un registro a tales efectos.”. Es más, puede apreciarse que la referida Resolución Ministerial no menciona al Ministerio de Educación Superior, ya que éste Despacho no existía para la fecha, ni tampoco alude a ninguna “Dirección de Educación Superior”, como pretenden actualmente algunos funcionarios de abrogarse la exclusividad de ésta Resolución del Ministerio de Educación.En este mismo hilo de ideas, la habilitación otorgada a la Universidad de Zulia, léase, la “Resolución” del Ministerio de Educación, de fecha Diez (10) de Septiembre de 1998 y según Gaceta Oficial de la República de Venezuela Número 36.569, de fecha Veinte y ocho (28) de Octubre de 1998, Resolución Número 1.735, se autorizó para otorgar a través de la Escuela de Comunicación Social los certificados de locución, según los exámenes que practicase.Es importantísimo reseñar que ambas Resoluciones son prácticamente del mismo tenor, por lo que a continuación transcribimos la Resolución 1.735:“En ejercicio de la facultad conferida en el artículo 49 del Reglamento sobre la Operación de las Estaciones de Radiodifusión Sonora contenido en el Decreto N° 2.771 de fecha 21 de Enero de 1993.SE RESUELVEARTÍCULO 1°: Autorizar a la Universidad del Zulia para otorgar, a través de la Escuela de Comunicación Social, los certificados de Locutor.ARTÍCULO 2°: La Universidad del Zulia, en ejercicio de la presente autorización, deberá remitir los correspondientes certificados de locutor a este Ministerio, a fin de que sean refrendados.ARTÍCULO 3°: De conformidad con lo establecido en el numeral 25 del artículo 20 de la Ley Orgánica de la Administración Central, se delega la Firma al Director General Sectorial de Educación Superior para refrendar los certificados de locutor.Comuníquese y publíquese.ANTONIO LUIS CARDENAS                       Ministerio de Educación.                                              “
Reiteramos que ésta “Resolución” del Ministerio de Educación, tampoco autoriza en forma exclusiva a la Universidad del Zulia para expedir los certificados de locución, además que si así fuera, violaría el Decreto Número 2.771, en tanto en cuanto a que la Ley habla de Instituciones públicas y privadas.Cabría resaltar que se ha generado en la opinión pública el “Mito” o “Leyenda Urbana” de que sólo las dos precitadas universidades, junto a la Universidad Francisco de Miranda en Coro, son las únicas que certifican locutores, cuando de la simple exégesis de la ley se desprende lo contrario.Pero además, preciso es señalar que al crearse el Ministerio de Educación Superior, oficina ministerial que antes del 2002, pertenecía al Ministerio de Educación, al hacerse la transferencia de competencias y facultades, se omitió y no se incluyó la potestad de certificar locutores, es decir, no se incluyó como potestad delegada al nuevo ministerio dicha facultad, vacío de Ley que debe ser corregido a través de Resolución Interministerial correspondiente o a través de Decreto Presidencial que prevea dicho vacío de ley; mientras que se mantiene en la página Web del actual Ministerio del Poder Popular para la Educación la legalización a cualquier ciudadano de “Certificados de Locutor” expedidos por éste despacho.Importante participarle a la opinión pública que ésta fundación ya hizo los trámites legales para que se unifiquen estos criterios por ante las autoridades competentes y se lleve a cabo las reuniones interministeriales y CONATEL pertinentes..  De hecho, cabe acotar que por antonomasia, “Constitucionalmente” no puede haber un monopolio en los servicios públicos, entendida la educación como servicio social; motivo por el cual está sobreentendido que seria un absurdo que solo tres instituciones públicas puedan formar locutores.Por ello, resulta absolutamente conveniente y necesario resaltar que el mencionado Decreto 2.771 que nos habilita para certificar locutores como institución privada, se mantiene en vigencia según se desprende del texto de la nueva “Ley Orgánica de Telecomunicaciones”, publicada en Gaceta Oficial de la República Bolivariana de Venezuela Número 36.970, de fecha Doce (12) de Junio del 2000, en la cual, en su Capítulo II, relativo a las “Disposiciones Transitorias”, Artículo 208, literal 5.- señala claramente:“Artículo 208: Hasta tanto se dicte la Ley que regule el contenido de las transmisiones y comunicaciones cursadas a través de los distintos medios de telecomunicaciones, el Ejecutivo Nacional, mediante reglamento, podrá seguir estableciendo las regulaciones que considere necesarias. Se mantendrán en vigencia, salvo lo que disponga la Asamblea Nacional o el Ejecutivo Nacional, según el caso, todas las disposiciones legales y reglamentarias y cualquier otra de carácter normativo que regulen, limiten o restrinjan, el contenido de dichas transmisiones o comunicaciones y, en especial, aquellas contenidas en:(…) 5.- Reglamento sobra la Operación de las Estaciones de Radiodifusión Sonora dictado mediante Decreto N° 2771 de fecha 21 de enero de 1993, publicado en la Gaceta Oficial Ext. 4530 de fecha 10 de febrero de 1993; (…)Parágrafo único: Hasta tanto se dicte la ley que regule el contenido de las transmisiones y comunicaciones cursadas a través de los distintos medios de telecomunicación, la Comisión Nacional de Telecomunicaciones seguirá encargada de velar por el fiel cumplimiento de la regulación a que se refiere este artículo y de la que, en esta materia, dicte el Ejecutivo Nacional.” (Negrillas y subrayados nuestros).
Así las cosas, ninguna universidad pública, ni ningún funcionario del Ministerio de Educación Superior podría afirmar que está facultado, ni siquiera por Decreto alguno, para señalar que los certificados de locución expedidos por institutos, fundaciones o academias privadas no son válidos; y mucho menos podría afirmar que los “Cursos de Locución” necesitan estar inscritos en programas vigentes de educación, toda vez, que los cursos que impartimos no son carreras universitarias ni estudios técnicos ni de post-grado. Es importante acotarle, que también hemos desempañado acciones educativas sociales y solidarias con oficinas públicas gubernamentales solicitándonos apoyo institucional del Ministerio de Educación, Cultura y Deporte para la realización de “Cursos y Talleres de Locución y Animación Comercial”, A mayor abundamiento, y a los fines de aseverar los argumentos jurídicos antes señalados, y toda vez que la Fundación que representamos ha obtenido legalmente su denominación, en Comunicación dirigida a la persona de su Director Jesús Orlando Trejo Sierra, como “Representante de la Fundación Civil Comunicacional Barinas” enviada por el Ministerio de Educación y Deportes, Zona Educativa del Estado Barinas, firmada por la Comisión Técnica de Epónimos, fechada Ocho (8) de Julio del 2005, la autoridad competente señaló que habiéndose cumplido con todos los requisitos, dan por aceptada la denominación propuesta “Fundación Academia Comunicacional Barinas”.Es importante resaltar que en Comunicación dirigida a la Coordinadora de Colegios del Ministerio de Educación y Deportes, Zona Educativa del Estado Barinas, Profesora Carmen Ruíz, firmada por la Comisión Técnica de Epónimos y fechada Ocho (8) de Julio del 2005, se le señala la aceptación de los epónimos que se indican en la correspondencia, ratificándose nuestra “Denominación Educacional” como “Fundación Academia Comunicacional Barinas”.Es meritorio resaltar que la autoridad educativa competente, no sólo había aceptado la “Denominación Educacional” de la Fundación que representamos, sino que autorizó expresamente y por vía de consecuencia adquirimos un “Derecho Irrenunciable” como “Servidor Público Educacional”, al igual que los estudiantes de nuestro plantel, de reconocernos la facultad de registrar los certificados en el libro de Registro de Certificados con el Reconocimiento de la Coordinación de Curriculo; siendo preciso destacar nuevamente que nuestros cursos ofrecen a sus aspirantes, la obtención de un título, léase “Certificado de Locución”, que por su formación académica, siendo reconocida por el Estado Venezolano, los faculta y les da altas probabilidades de conseguir plazas de trabajo en el mercado laboral nacional.Tan cierto es el anterior argumento que se respalda por sí solo, ya que el Ministerio de Educación de Educación y Deportes emana una “Constancia” fechada Catorce (14) de Octubre del 2005, y firmada por la Profesora María Jurado de Ruíz, como Jefe de la División de Registro, Control y Evaluación de Estudios del Estado Barinas, con sello húmedo de la Zona Educativa del Estado Barinas, donde se puede leer claramente de puño y letra de la funcionaria el Número de Registro de Inscripción 00370601 M.E.D., la cual reza:“…Quien suscribe la Prof. MARIA JOSEFINA JURADO DE RUIZ, Jefe de D.R.C.E.E. hace constar por medio de la presente que la “ FUNDACIÓN ACADÉMICA COMUNICACIONAL BARINAS”; cumplió con lo establecido en la Resolución 1791 de fecha 16-10-98, su autorización está en tramite de firma. Por lo tanto se faculta a esta fundación a registrar los certificados en el libro de Registro de Certificados y Reconocimientos de la Coordinación de Currículo. …” (Mayúsculas y Negrillas originales, resaltados y subrayados nuestros.)
Es decir, no hay duda que a la Fundación se le otorgó un Número de Registro de Inscripción del Ministerio de Educación y Deportes, el cual nos faculta legalmente para que nuestros cursos académicos y sus correspondientes certificados y títulos de “Locución” gocen de un respaldo del Ministerio de Educación.Leyendo entre líneas, ningún funcionario del Ministerio de Educación Superior podría afirmar que está facultado, ni siquiera por Decreto alguno, para señalar que los certificados de locución expedidos por institutos, fundaciones o academias privadas no son válidos; y mucho menos podría afirmar que los “Cursos de Locución” necesitan estar inscritos en programas vigentes de educación, toda vez, que los cursos que impartimos no son carreras universitarias, ni estudios técnicos, ni de post-grado.Visto lo anterior, no hay duda alguna que como fundación (institución) privada, está reconocida por el Ministerio de Educación, cumpliendo los requisitos de Ley, estando habilitados para otorgar los Certificados de Locución.Es menester reseñar que el artículo de Ley habla de instituciones públicas o privadas “reconocidas” por el Ministerio de Educación; y no se discrimina jurídicamente su funcionamiento, dependiendo de que sean registradas o inscritas.Reiteramos que el servicio público de la “Educación”, por antonomasia no puede ser monopolizado, ni por instituciones públicas ni privadas, toda vez que el “Principio de la Democratización de la Educación” es pilar de nuestra Carta Magna. Históricamente, vale la pena reseñar que durante un largo tiempo se produjo un vacío en el otorgamiento de los “Certificados de Locución”, que desde sus inicios era expedido mediante un examen por el Ministerio de Transporte y Comunicaciones; y es entonces cuando en fecha Treinta (30) de Septiembre de 1997 y según Gaceta Oficial de la República de Venezuela Número 36.316, de fecha Veinte (20) de Octubre de 1997, según la Resolución Número 1.478 del Ministerio de Educación, se autorizó a la Universidad Central de Venezuela para otorgar a través de la Escuela de Comunicación Social los certificados de locución, según los exámenes que practicase; más no la autoriza en forma ”exclusiva”, lo cual se desprende claramente de la lectura de su texto, que a continuación transcribimos:“En ejercicio de la facultad conferida en el artículo 49 del Reglamento sobre la Operación de las Estaciones de Radiodifusión Sonora contenido en el Decreto N° 2.771 de fecha 21 de Enero de 1993 y en atención a la Carta de Intención suscrita entre la Universidad Central de Venezuela y el Ministerio de Educación en fecha 13 de Febrero de 1995.SE RESUELVEARTÍCULO 1°: Autorizar a la Universidad Central de Venezuela para otorgar a través de la Escuela de Comunicación Social, Certificados de Locución, según los exámenes que practique.ARTÍCULO 2°: La Universidad Central de Venezuela en ejercicio de la presente autorización deberá remitir los correspondientes certificados de locutor a este Ministerio, a fin de que sean refrendados.ARTÍCULO 3°: De conformidad con lo establecido en el numeral 25 del artículo 20 de la Ley Orgánica de la Administración Central, se delega la Firma a la Directora de la Oficina Ministerial de Apoyo Docente para que refrende los certificados de locutor.Comuníquese y publíquese.ANTONIO LUIS CARDENAS C.                                         Ministerio de Educación.                                              “
Reiteramos que ésta “Resolución” del Ministerio de Educación, no autoriza en forma exclusiva a la Universidad Central de Venezuela para expedir los certificados de locución, además que violaría el Decreto Número 2.771, que expresamente señala en su Artículo 49 que los referidos certificados de locutor serán “…expedidos por Instituciones públicas o privadas reconocidas por el Ministerio de Educación, el cual otorgará la autorización correspondiente y llevará un registro a tales efectos.”. Es más, puede apreciarse que la referida Resolución Ministerial no menciona al Ministerio de Educación Superior, ya que éste Despacho no existía para la fecha, ni tampoco alude a ninguna “Dirección de Educación Superior”, como pretenden actualmente algunos funcionarios de abrogarse la exclusividad de ésta Resolución del Ministerio de Educación.En este mismo hilo de ideas, la habilitación otorgada a la Universidad de Zulia, léase, la “Resolución” del Ministerio de Educación, de fecha Diez (10) de Septiembre de 1998 y según Gaceta Oficial de la República de Venezuela Número 36.569, de fecha Veinte y ocho (28) de Octubre de 1998, Resolución Número 1.735, se autorizó para otorgar a través de la Escuela de Comunicación Social los certificados de locución, según los exámenes que practicase.Es importantísimo reseñar que ambas Resoluciones son prácticamente del mismo tenor, por lo que a continuación transcribimos la Resolución 1.735:“En ejercicio de la facultad conferida en el artículo 49 del Reglamento sobre la Operación de las Estaciones de Radiodifusión Sonora contenido en el Decreto N° 2.771 de fecha 21 de Enero de 1993.SE RESUELVEARTÍCULO 1°: Autorizar a la Universidad del Zulia para otorgar, a través de la Escuela de Comunicación Social, los certificados de Locutor.ARTÍCULO 2°: La Universidad del Zulia, en ejercicio de la presente autorización, deberá remitir los correspondientes certificados de locutor a este Ministerio, a fin de que sean refrendados.ARTÍCULO 3°: De conformidad con lo establecido en el numeral 25 del artículo 20 de la Ley Orgánica de la Administración Central, se delega la Firma al Director General Sectorial de Educación Superior para refrendar los certificados de locutor.Comuníquese y publíquese.ANTONIO LUIS CARDENAS                       Ministerio de Educación.                                              “
Reiteramos que ésta “Resolución” del Ministerio de Educación, tampoco autoriza en forma exclusiva a la Universidad del Zulia para expedir los certificados de locución, además que si así fuera, violaría el Decreto Número 2.771, en tanto en cuanto a que la Ley habla de Instituciones públicas y privadas.Cabría resaltar que se ha generado en la opinión pública el “Mito” o “Leyenda Urbana” de que sólo las dos precitadas universidades, junto a la Universidad Francisco de Miranda en Coro, son las únicas que certifican locutores, cuando de la simple exégesis de la ley se desprende lo contrario.Pero además, preciso es señalar que al crearse el Ministerio de Educación Superior, oficina ministerial que antes del 2002, pertenecía al Ministerio de Educación, al hacerse la transferencia de competencias y facultades, se omitió y no se incluyó la potestad de certificar locutores, es decir, no se incluyó como potestad delegada al nuevo ministerio dicha facultad, vacío de Ley que debe ser corregido a través de Resolución Interministerial correspondiente o a través de Decreto Presidencial que prevea dicho vacío de ley; mientras que se mantiene en la página Web del actual Ministerio del Poder Popular para la Educación la legalización a cualquier ciudadano de “Certificados de Locutor” expedidos por éste despacho.Importante participarle a la opinión pública que ésta fundación ya hizo los trámites legales para que se unifiquen estos criterios por ante las autoridades competentes y se lleve a cabo las reuniones interministeriales y CONATEL pertinentes..  De hecho, cabe acotar que por antonomasia, “Constitucionalmente” no puede haber un monopolio en los servicios públicos, entendida la educación como servicio social; motivo por el cual está sobreentendido que seria un absurdo que solo tres instituciones públicas puedan formar locutores.Por ello, resulta absolutamente conveniente y necesario resaltar que el mencionado Decreto 2.771 que nos habilita para certificar locutores como institución privada, se mantiene en vigencia según se desprende del texto de la nueva “Ley Orgánica de Telecomunicaciones”, publicada en Gaceta Oficial de la República Bolivariana de Venezuela Número 36.970, de fecha Doce (12) de Junio del 2000, en la cual, en su Capítulo II, relativo a las “Disposiciones Transitorias”, Artículo 208, literal 5.- señala claramente:“Artículo 208: Hasta tanto se dicte la Ley que regule el contenido de las transmisiones y comunicaciones cursadas a través de los distintos medios de telecomunicaciones, el Ejecutivo Nacional, mediante reglamento, podrá seguir estableciendo las regulaciones que considere necesarias. Se mantendrán en vigencia, salvo lo que disponga la Asamblea Nacional o el Ejecutivo Nacional, según el caso, todas las disposiciones legales y reglamentarias y cualquier otra de carácter normativo que regulen, limiten o restrinjan, el contenido de dichas transmisiones o comunicaciones y, en especial, aquellas contenidas en:(…) 5.- Reglamento sobra la Operación de las Estaciones de Radiodifusión Sonora dictado mediante Decreto N° 2771 de fecha 21 de enero de 1993, publicado en la Gaceta Oficial Ext. 4530 de fecha 10 de febrero de 1993; (…)Parágrafo único: Hasta tanto se dicte la ley que regule el contenido de las transmisiones y comunicaciones cursadas a través de los distintos medios de telecomunicación, la Comisión Nacional de Telecomunicaciones seguirá encargada de velar por el fiel cumplimiento de la regulación a que se refiere este artículo y de la que, en esta materia, dicte el Ejecutivo Nacional.” (Negrillas y subrayados nuestros).
Así las cosas, ninguna universidad pública, ni ningún funcionario del Ministerio de Educación Superior podría afirmar que está facultado, ni siquiera por Decreto alguno, para señalar que los certificados de locución expedidos por institutos, fundaciones o academias privadas no son válidos; y mucho menos podría afirmar que los “Cursos de Locución” necesitan estar inscritos en programas vigentes de educación, toda vez, que los cursos que impartimos no son carreras universitarias ni estudios técnicos ni de post-grado. Es importante acotarle, que también hemos desempañado acciones educativas sociales y solidarias con oficinas públicas gubernamentales solicitándonos apoyo institucional del Ministerio de Educación, Cultura y Deporte para la realización de “Cursos y Talleres de Locución y Animación Comercial”, A mayor abundamiento, y a los fines de aseverar los argumentos jurídicos antes señalados, y toda vez que la Fundación que representamos ha obtenido legalmente su denominación, en Comunicación dirigida a la persona de su Director Jesús Orlando Trejo Sierra, como “Representante de la Fundación Civil Comunicacional Barinas” enviada por el Ministerio de Educación y Deportes, Zona Educativa del Estado Barinas, firmada por la Comisión Técnica de Epónimos, fechada Ocho (8) de Julio del 2005, la autoridad competente señaló que habiéndose cumplido con todos los requisitos, dan por aceptada la denominación propuesta “Fundación Academia Comunicacional Barinas”.Es importante resaltar que en Comunicación dirigida a la Coordinadora de Colegios del Ministerio de Educación y Deportes, Zona Educativa del Estado Barinas, Profesora Carmen Ruíz, firmada por la Comisión Técnica de Epónimos y fechada Ocho (8) de Julio del 2005, se le señala la aceptación de los epónimos que se indican en la correspondencia, ratificándose nuestra “Denominación Educacional” como “Fundación Academia Comunicacional Barinas”.Es meritorio resaltar que la autoridad educativa competente, no sólo había aceptado la “Denominación Educacional” de la Fundación que representamos, sino que autorizó expresamente y por vía de consecuencia adquirimos un “Derecho Irrenunciable” como “Servidor Público Educacional”, al igual que los estudiantes de nuestro plantel, de reconocernos la facultad de registrar los certificados en el libro de Registro de Certificados con el Reconocimiento de la Coordinación de Curriculo; siendo preciso destacar nuevamente que nuestros cursos ofrecen a sus aspirantes, la obtención de un título, léase “Certificado de Locución”, que por su formación académica, siendo reconocida por el Estado Venezolano, los faculta y les da altas probabilidades de conseguir plazas de trabajo en el mercado laboral nacional.Tan cierto es el anterior argumento que se respalda por sí solo, ya que el Ministerio de Educación de Educación y Deportes emana una “Constancia” fechada Catorce (14) de Octubre del 2005, y firmada por la Profesora María Jurado de Ruíz, como Jefe de la División de Registro, Control y Evaluación de Estudios del Estado Barinas, con sello húmedo de la Zona Educativa del Estado Barinas, donde se puede leer claramente de puño y letra de la funcionaria el Número de Registro de Inscripción 00370601 M.E.D., la cual reza:“…Quien suscribe la Prof. MARIA JOSEFINA JURADO DE RUIZ, Jefe de D.R.C.E.E. hace constar por medio de la presente que la “ FUNDACIÓN ACADÉMICA COMUNICACIONAL BARINAS”; cumplió con lo establecido en la Resolución 1791 de fecha 16-10-98, su autorización está en tramite de firma. Por lo tanto se faculta a esta fundación a registrar los certificados en el libro de Registro de Certificados y Reconocimientos de la Coordinación de Currículo. …” (Mayúsculas y Negrillas originales, resaltados y subrayados nuestros.)
Es decir, no hay duda que a la Fundación se le otorgó un Número de Registro de Inscripción del Ministerio de Educación y Deportes, el cual nos faculta legalmente para que nuestros cursos académicos y sus correspondientes certificados y títulos de “Locución” gocen de un respaldo del Ministerio de Educación.Leyendo entre líneas, ningún funcionario del Ministerio de Educación Superior podría afirmar que está facultado, ni siquiera por Decreto alguno, para señalar que los certificados de locución expedidos por institutos, fundaciones o academias privadas no son válidos; y mucho menos podría afirmar que los “Cursos de Locución” necesitan estar inscritos en programas vigentes de educación, toda vez, que los cursos que impartimos no son carreras universitarias, ni estudios técnicos, ni de post-grado.Visto lo anterior, no hay duda alguna que como fundación (institución) privada, está reconocida por el Ministerio de Educación, cumpliendo los requisitos de Ley, estando habilitados para otorgar los Certificados de Locución.Es menester reseñar que el artículo de Ley habla de instituciones públicas o privadas “reconocidas” por el Ministerio de Educación; y no se discrimina jurídicamente su funcionamiento, dependiendo de que sean registradas o inscritas.Reiteramos que el servicio público de la “Educación”, por antonomasia no puede ser monopolizado, ni por instituciones públicas ni privadas, toda vez que el “Principio de la Democratización de la Educación” es pilar de nuestra Carta Magna. Históricamente, vale la pena reseñar que durante un largo tiempo se produjo un vacío en el otorgamiento de los “Certificados de Locución”, que desde sus inicios era expedido mediante un examen por el Ministerio de Transporte y Comunicaciones; y es entonces cuando en fecha Treinta (30) de Septiembre de 1997 y según Gaceta Oficial de la República de Venezuela Número 36.316, de fecha Veinte (20) de Octubre de 1997, según la Resolución Número 1.478 del Ministerio de Educación, se autorizó a la Universidad Central de Venezuela para otorgar a través de la Escuela de Comunicación Social los certificados de locución, según los exámenes que practicase; más no la autoriza en forma ”exclusiva”, lo cual se desprende claramente de la lectura de su texto, que a continuación transcribimos:“En ejercicio de la facultad conferida en el artículo 49 del Reglamento sobre la Operación de las Estaciones de Radiodifusión Sonora contenido en el Decreto N° 2.771 de fecha 21 de Enero de 1993 y en atención a la Carta de Intención suscrita entre la Universidad Central de Venezuela y el Ministerio de Educación en fecha 13 de Febrero de 1995.SE RESUELVEARTÍCULO 1°: Autorizar a la Universidad Central de Venezuela para otorgar a través de la Escuela de Comunicación Social, Certificados de Locución, según los exámenes que practique.ARTÍCULO 2°: La Universidad Central de Venezuela en ejercicio de la presente autorización deberá remitir los correspondientes certificados de locutor a este Ministerio, a fin de que sean refrendados.ARTÍCULO 3°: De conformidad con lo establecido en el numeral 25 del artículo 20 de la Ley Orgánica de la Administración Central, se delega la Firma a la Directora de la Oficina Ministerial de Apoyo Docente para que refrende los certificados de locutor.Comuníquese y publíquese.ANTONIO LUIS CARDENAS C.                                         Ministerio de Educación.                                              “
Reiteramos que ésta “Resolución” del Ministerio de Educación, no autoriza en forma exclusiva a la Universidad Central de Venezuela para expedir los certificados de locución, además que violaría el Decreto Número 2.771, que expresamente señala en su Artículo 49 que los referidos certificados de locutor serán “…expedidos por Instituciones públicas o privadas reconocidas por el Ministerio de Educación, el cual otorgará la autorización correspondiente y llevará un registro a tales efectos.”. Es más, puede apreciarse que la referida Resolución Ministerial no menciona al Ministerio de Educación Superior, ya que éste Despacho no existía para la fecha, ni tampoco alude a ninguna “Dirección de Educación Superior”, como pretenden actualmente algunos funcionarios de abrogarse la exclusividad de ésta Resolución del Ministerio de Educación.En este mismo hilo de ideas, la habilitación otorgada a la Universidad de Zulia, léase, la “Resolución” del Ministerio de Educación, de fecha Diez (10) de Septiembre de 1998 y según Gaceta Oficial de la República de Venezuela Número 36.569, de fecha Veinte y ocho (28) de Octubre de 1998, Resolución Número 1.735, se autorizó para otorgar a través de la Escuela de Comunicación Social los certificados de locución, según los exámenes que practicase.Es importantísimo reseñar que ambas Resoluciones son prácticamente del mismo tenor, por lo que a continuación transcribimos la Resolución 1.735:“En ejercicio de la facultad conferida en el artículo 49 del Reglamento sobre la Operación de las Estaciones de Radiodifusión Sonora contenido en el Decreto N° 2.771 de fecha 21 de Enero de 1993.SE RESUELVEARTÍCULO 1°: Autorizar a la Universidad del Zulia para otorgar, a través de la Escuela de Comunicación Social, los certificados de Locutor.ARTÍCULO 2°: La Universidad del Zulia, en ejercicio de la presente autorización, deberá remitir los correspondientes certificados de locutor a este Ministerio, a fin de que sean refrendados.ARTÍCULO 3°: De conformidad con lo establecido en el numeral 25 del artículo 20 de la Ley Orgánica de la Administración Central, se delega la Firma al Director General Sectorial de Educación Superior para refrendar los certificados de locutor.Comuníquese y publíquese.ANTONIO LUIS CARDENAS                       Ministerio de Educación.                                              “
Reiteramos que ésta “Resolución” del Ministerio de Educación, tampoco autoriza en forma exclusiva a la Universidad del Zulia para expedir los certificados de locución, además que si así fuera, violaría el Decreto Número 2.771, en tanto en cuanto a que la Ley habla de Instituciones públicas y privadas.Cabría resaltar que se ha generado en la opinión pública el “Mito” o “Leyenda Urbana” de que sólo las dos precitadas universidades, junto a la Universidad Francisco de Miranda en Coro, son las únicas que certifican locutores, cuando de la simple exégesis de la ley se desprende lo contrario.Pero además, preciso es señalar que al crearse el Ministerio de Educación Superior, oficina ministerial que antes del 2002, pertenecía al Ministerio de Educación, al hacerse la transferencia de competencias y facultades, se omitió y no se incluyó la potestad de certificar locutores, es decir, no se incluyó como potestad delegada al nuevo ministerio dicha facultad, vacío de Ley que debe ser corregido a través de Resolución Interministerial correspondiente o a través de Decreto Presidencial que prevea dicho vacío de ley; mientras que se mantiene en la página Web del actual Ministerio del Poder Popular para la Educación la legalización a cualquier ciudadano de “Certificados de Locutor” expedidos por éste despacho.Importante participarle a la opinión pública que ésta fundación ya hizo los trámites legales para que se unifiquen estos criterios por ante las autoridades competentes y se lleve a cabo las reuniones interministeriales y CONATEL pertinentes..  De hecho, cabe acotar que por antonomasia, “Constitucionalmente” no puede haber un monopolio en los servicios públicos, entendida la educación como servicio social; motivo por el cual está sobreentendido que seria un absurdo que solo tres instituciones públicas puedan formar locutores.Por ello, resulta absolutamente conveniente y necesario resaltar que el mencionado Decreto 2.771 que nos habilita para certificar locutores como institución privada, se mantiene en vigencia según se desprende del texto de la nueva “Ley Orgánica de Telecomunicaciones”, publicada en Gaceta Oficial de la República Bolivariana de Venezuela Número 36.970, de fecha Doce (12) de Junio del 2000, en la cual, en su Capítulo II, relativo a las “Disposiciones Transitorias”, Artículo 208, literal 5.- señala claramente:“Artículo 208: Hasta tanto se dicte la Ley que regule el contenido de las transmisiones y comunicaciones cursadas a través de los distintos medios de telecomunicaciones, el Ejecutivo Nacional, mediante reglamento, podrá seguir estableciendo las regulaciones que considere necesarias. Se mantendrán en vigencia, salvo lo que disponga la Asamblea Nacional o el Ejecutivo Nacional, según el caso, todas las disposiciones legales y reglamentarias y cualquier otra de carácter normativo que regulen, limiten o restrinjan, el contenido de dichas transmisiones o comunicaciones y, en especial, aquellas contenidas en:(…) 5.- Reglamento sobra la Operación de las Estaciones de Radiodifusión Sonora dictado mediante Decreto N° 2771 de fecha 21 de enero de 1993, publicado en la Gaceta Oficial Ext. 4530 de fecha 10 de febrero de 1993; (…)Parágrafo único: Hasta tanto se dicte la ley que regule el contenido de las transmisiones y comunicaciones cursadas a través de los distintos medios de telecomunicación, la Comisión Nacional de Telecomunicaciones seguirá encargada de velar por el fiel cumplimiento de la regulación a que se refiere este artículo y de la que, en esta materia, dicte el Ejecutivo Nacional.” (Negrillas y subrayados nuestros).
Así las cosas, ninguna universidad pública, ni ningún funcionario del Ministerio de Educación Superior podría afirmar que está facultado, ni siquiera por Decreto alguno, para señalar que los certificados de locución expedidos por institutos, fundaciones o academias privadas no son válidos; y mucho menos podría afirmar que los “Cursos de Locución” necesitan estar inscritos en programas vigentes de educación, toda vez, que los cursos que impartimos no son carreras universitarias ni estudios técnicos ni de post-grado. Es importante acotarle, que también hemos desempañado acciones educativas sociales y solidarias con oficinas públicas gubernamentales solicitándonos apoyo institucional del Ministerio de Educación, Cultura y Deporte para la realización de “Cursos y Talleres de Locución y Animación Comercial”, A mayor abundamiento, y a los fines de aseverar los argumentos jurídicos antes señalados, y toda vez que la Fundación que representamos ha obtenido legalmente su denominación, en Comunicación dirigida a la persona de su Director Jesús Orlando Trejo Sierra, como “Representante de la Fundación Civil Comunicacional Barinas” enviada por el Ministerio de Educación y Deportes, Zona Educativa del Estado Barinas, firmada por la Comisión Técnica de Epónimos, fechada Ocho (8) de Julio del 2005, la autoridad competente señaló que habiéndose cumplido con todos los requisitos, dan por aceptada la denominación propuesta “Fundación Academia Comunicacional Barinas”.Es importante resaltar que en Comunicación dirigida a la Coordinadora de Colegios del Ministerio de Educación y Deportes, Zona Educativa del Estado Barinas, Profesora Carmen Ruíz, firmada por la Comisión Técnica de Epónimos y fechada Ocho (8) de Julio del 2005, se le señala la aceptación de los epónimos que se indican en la correspondencia, ratificándose nuestra “Denominación Educacional” como “Fundación Academia Comunicacional Barinas”.Es meritorio resaltar que la autoridad educativa competente, no sólo había aceptado la “Denominación Educacional” de la Fundación que representamos, sino que autorizó expresamente y por vía de consecuencia adquirimos un “Derecho Irrenunciable” como “Servidor Público Educacional”, al igual que los estudiantes de nuestro plantel, de reconocernos la facultad de registrar los certificados en el libro de Registro de Certificados con el Reconocimiento de la Coordinación de Curriculo; siendo preciso destacar nuevamente que nuestros cursos ofrecen a sus aspirantes, la obtención de un título, léase “Certificado de Locución”, que por su formación académica, siendo reconocida por el Estado Venezolano, los faculta y les da altas probabilidades de conseguir plazas de trabajo en el mercado laboral nacional.Tan cierto es el anterior argumento que se respalda por sí solo, ya que el Ministerio de Educación de Educación y Deportes emana una “Constancia” fechada Catorce (14) de Octubre del 2005, y firmada por la Profesora María Jurado de Ruíz, como Jefe de la División de Registro, Control y Evaluación de Estudios del Estado Barinas, con sello húmedo de la Zona Educativa del Estado Barinas, donde se puede leer claramente de puño y letra de la funcionaria el Número de Registro de Inscripción 00370601 M.E.D., la cual reza:“…Quien suscribe la Prof. MARIA JOSEFINA JURADO DE RUIZ, Jefe de D.R.C.E.E. hace constar por medio de la presente que la “ FUNDACIÓN ACADÉMICA COMUNICACIONAL BARINAS”; cumplió con lo establecido en la Resolución 1791 de fecha 16-10-98, su autorización está en tramite de firma. Por lo tanto se faculta a esta fundación a registrar los certificados en el libro de Registro de Certificados y Reconocimientos de la Coordinación de Currículo. …” (Mayúsculas y Negrillas originales, resaltados y subrayados nuestros.)
Es decir, no hay duda que a la Fundación se le otorgó un Número de Registro de Inscripción del Ministerio de Educación y Deportes, el cual nos faculta legalmente para que nuestros cursos académicos y sus correspondientes certificados y títulos de “Locución” gocen de un respaldo del Ministerio de Educación.Leyendo entre líneas, ningún funcionario del Ministerio de Educación Superior podría afirmar que está facultado, ni siquiera por Decreto alguno, para señalar que los certificados de locución expedidos por institutos, fundaciones o academias privadas no son válidos; y mucho menos podría afirmar que los “Cursos de Locución” necesitan estar inscritos en programas vigentes de educación, toda vez, que los cursos que impartimos no son carreras universitarias, ni estudios técnicos, ni de post-grado.Igualmente queremos aclarar la honorabilidad y profesionalismo del primer actor Karl Hoffmann, que profesionalmente a través de su instituto se ha preocupado por enaltecer la calidad de la capacitación y dejar el nombre en alto de la FUNDACIÓN ACADEMIA COMNUNICACIONAL BARINAS y el de su centro de estudios, por lo cual es liberado de toda responsabilidad pública ante las difamaciones de algunos entres comunicacionales y particulares.Es todo, se despide gratamente y atento a responder y solventar cualquier duda ante la Opinión Pública.Es Justicia, a los Dos (2) días del mes de Septiembre del Año Dos Mil Nueve (2009) en la ciudad de Barinas, estado Barinas.
José Ricardo BlancoC.I. V-2.782.502Locutor del Ministerio del Transporte y Comunicaciones Número 13.946Presidente de la Fundación “Academia Comunicacional Barinas”.

Anuncios

mayo 20, 2010 - Posted by | Sin categoría

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: